miércoles, 10 de agosto de 2011

SOLEDAD




                   En el corazón
                   de todos los inviernos,
                   anida una primavera palpitante.

                   Destierra la soledad...
                   ¡Fuera tristezas!
                   No tengas el alma tan distante.

                   Porque tras las noches
                   de tu mente,
                   asoma la esperanza luminosa
                   de una aurora viva
                   y sonriente...
                   ¡Sublime razón maravillosa!



Autor: Antonio Jesús Ballesteros Izquierdo
© Todos los derechos reservados.

1 comentario:

  1. Hermoso poema!!! Me gusta sobre todo ahora que tengo el corazón partido...es una luz de esperanza para mí....gracias!!!!

    ResponderEliminar